El técnico de Libertad de Charata, Silvio Ríos hizo mención al clásico que viene. Ganas, expectativas y ansiedad de cara al compromiso con el eterno rival, Juventud Unida. El domingo se paraliza la CIUDAD.

"Es un partido en el cual los jugadores, cuerpo técnico, los hinchas, todos estamos pendientes por jugarlo. Por el clima previo que se vive, por las actividades en la semana, por el ruido que ocasiona un juego de este tipo. Uno se imagina que lo puede ganar y eso te permite respirar pero también imaginas que lo podes perder y tenes que ver como haces para levantarte rápido. Muchas sensaciones que se dan antes de salir a cancha. Se espera con muchas ganas y ansiedad, Libertad está bien, trabajamos para ello. Es un partido aparte y a veces uno espera algo de la suerte que nos acompañe un poco. Los ojos de la mayoría están puestos en este clásico, acá no hay secretos porque nos conocemos demasiado, ese es el tema, creo que no hay entrar dormidos, hay que estar concentrados los 90 minutos o más. En ambos equipos sobra material que pueda marcar diferencias en cualquier instante. Ojalá que sea una fiesta y que la gente entienda de que hay que ir a disfrutar más allá de los colores de cada uno. Hay que cuidar estos partidos y estas situaciones porque sino después nos sacan los bombos, no dejan entrar los mates y todos nos enojamos pero cuando tenemos la posibilidad de disfrutar de todo este movimiento bárbaro, no lo hacemos”, finalizó

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »