El 7 de noviembre del 98 se inauguró el Complejo Social y deportivo de ASOCIACIÓN ITALIANA. Fueron 7 años de trabajo desde la colocación del primer ladrillo. El arquitecto René Quiroga proyectó y dirigió la construcción del mismo. Los primeros materiales para llevar a cabo la obra fueron adquiridos merced a rifas, tómbolas, venta de asado y empanadas, bingos y otros festivales. Todo empezó en el 91. Se levantaron las columnas y se abrieron los cimientos, el techado y de repente se terminaron los recursos.

Ahí otra vez en campaña para recaudar fondos y poder cerrar todo con paredes de ladrillos. En realidad la idea del complejo nace luego de aquella etapa, el diseño fue cambiando a diario. La idea de un estadio se renovó. Hubo una infinidad de variantes en los 7 años que duró la construcción. Todas adaptadas a las necesidades del Club y la comunidad. De aquel simple tinglado que formaba parte de las primeras aspiraciones a la realidad de un complejo deportivo y cultural, un icono en el interior del Chaco. El acceso principal al complejo se encuentra sobre Monseñor de Carlo 312 y existe otro alternativo sobre Chacabuco 349. Allí se ubican las boleterías, ambas con hall de acceso y con rampas destinadas a personas discapacitadas que deban movilizarse mediante sillas de ruedas. El complejo tiene una cobertura de 3.650 metros cuadrados, dividido en tres niveles. En el primer nivel se encuentra el estadio destinado a las prácticas de basquetbol y voley. Cuenta con dos jirafas neumáticas con tableros de vidrio y aros rebatibles. Mesa de control equipada según las normas y exigencias de la Confederación Argentina de basquetbol. Tableros indicadores de cuatro caras ubicados en el centro del rectángulo de juego a diez metros de altura. La iluminación es de última generación, adaptada a distintas actividades relacionadas con el deporte. El techo es de poliuretano expandido, aislante térmico, además del cielorraso, acústico con planchas de formas trapezoides. En el segundo nivel se encuentran los albergues. Son tres con capacidad para 55 camas equipadas íntegramente. Los mismos cuentan con guardarropas, cocina-comedor con todos los utensilios necesarios. En otro sector de dicho nivel erige sublime el salón verde, destinado al canto y conferencias. Sala alfombrada con cortinados adecuados para la acústica. El ambiente es climatizado. Posee un estrado y treinta tres butacas. En el tercer nivel asoma el gimnasio. Reúne baño sauna, aparatos de gimnasia y una mini confitería. Piso de parquet y cielorraso termoacústico lo caracterizan.

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »