El miércoles próximo pasado el hombre cumplió 59 años arriba de la bicicleta. Toda una vida. Un verdadero ejemplo a imitar. El legendario Guillermo Pfefer sigue haciendo de las suyas. Reconoce que no le gusta quedarse sentado en su casa por eso sigue escribiendo con trazos dorados una historia por demás de interesante.

 

Dice que hace rato no pedaleaba por eso se arrimó y ahí está con los changos en el Polideportivo meta pedales. Guillermo “Lechuza” Pfefer, la leyenda viviente del ciclismo no afloja y sigue firme en la huella. Habló y dijo que “No es fácil hoy juntarse para correr y menos aún organizar una competencia, los tiempos cambiaron y todo se hace cuesta arriba. Lo que veo es mucho entusiasmo e interés en los chicos que hace rato vienen trabajando por este deporte. Ojala que tengan el acompañamiento de la gente y también de aquellos que están en el Gobierno del Chaco para que puedan realizar algunas obras. Si bien tenemos un piso que se presenta muy bien, acá faltan unas tribunas, arreglar las luces, en fin, siempre faltan cosas por hacer. Sabemos que las cosas están difíciles, cada vez cuestan más las cosas, está todo caro y desde los clubes meter la mano en el bolsillo es muy complicado. Si bien tuvieron ayuda el año pasado desde el Gobierno para realizar las competencias, la situación no es tan sencilla y en más de una oportunidad hay que salir a las corridas para hacer beneficios y pagar las cuentas o juntar para los premios. Ojalá que todo empiece a cambiar. Nosotros estamos un poco viejos para trabajar, lo hicimos casi siempre, estamos muy cansados y lamentablemente hoy la juventud no le da la importancia que se requiere para colaborar o sacar esto adelante. En la actualidad destaco que hay un grupo de pedalistas que decidieron juntarse para seguir pedaleando. Eso es bueno e invita a soñar. Cada vez se suman más y la verdad a todos nos hace bien venir a pedalear y pasarla lo mejor posible. Yo a veces llego a casa y hasta me cuesta ponerme las zapatillas y subirme a la bici pero reconozco que en más de una oportunidad, por no quedarme sentado en casa me vengo para el velodromo y hago lo que más me gusta. Sin dudas que si volviera a nacer, elegiría esto, el amor por el ciclismo”, destacó.

 

 

Compartir

Comentarios

Q grande el tio Lechu!

comentario

Responder a este comentario

Gorda

Genio !!!! Ese es mi padrino ❤️

Responder a este comentario
Escribir un comentario »